jueves, 17 de septiembre de 2015

Disolución del YO



Es una suerte poseer la capacidad de aprehensión de la vacuidad.
Mi YO no está vacío, tiene contenido. Mi YO es espiritual, es vegetariano, es budista....
En todo este tiempo, mi YO ha venido siendo tantas y tantas cosas, que ahora con el tiempo pesa demasiado. Con lo sencillo que es tan sólo ser y lo que lo complicamos intentando mantenerlo.

Cómo cuesta deshacerse del YO cuando mi YO se resiste.

jueves, 3 de septiembre de 2015

La rueda de la vida


"Está en la naturaleza de todas las cosas, que tomen forma para disolverse de nuevo."
 Buddha.

lunes, 10 de noviembre de 2014

Castillos de arena


"Érase una vez unos niños que jugaban junto al río construyendo castillos de arena. Cada uno de ellos defendía el suyo diciendo: "¡Éste es el mío!". Mantenían sus castillos separados y no admitían ninguna duda sobre la propiedad de cada una de las fortificaciones.

Cuando todos los castillos estuvieron terminados, uno de los niños comenzó a patear el castillo de otro hasta destruirlo totalmente. El niño al que pertenecía el castillo destruido se enfadó tanto que agarró por el pelo al agresor y, mientras le daba puñetazos, gritaba: "Ha destrozado mi castillo!
¡Ha destrozado mi castillo! ¡Venid todos! ¡Ayudadme a darle su merecido!".
Y todos acudieron en su ayuda.
Primero golpearon al niño con un palo y después le derribaron y le molieron a golpes.

Una vez finalizado el episodio, todos ellos volvieron a jugar con sus castillos. Cada uno decía: "¡Éste es mío y solamente mío! ¡Apartaos! ¡No toquéis mi castillo!..."

Pero cayó la tarde y comenzó a oscurecer, y pensaron que era hora de volver a casa. Entonces, no sólo dejó de preocuparles lo que pudiera sucederles a sus castillos sino que, incluso, disfrutaban destruyéndolos; mientras uno de los niños destruía el suyo a patadas el otro aplastaba el suyo con las manos. Cuando terminaron, se dieron media vuelta y cada uno de ellos tomó el camino hacia su casa."

Del libro "Enseñanzas Escogidas de Buda", de Jack Kornfield.
Extraido de http://reflexionesdeunaestudiantebudista.blogspot.com.es/

Vivimos, construyendo "nuestro propio castillo de arena", defendiéndolo como si fuera nuestro.
Nos crispamos, nos peleamos, agredimos... 
Olvidamos que vinimos al mundo a jugar, a ser felices, a crecer, conscientes de que todo es temporal. Y es que cuando llegue el atardecer, deberemos volver al lugar de donde vinimos, nuestro verdadero hogar.

domingo, 12 de octubre de 2014

El Principito... o lo absurdo de los hombres


- ¡Buenos días!, dijo el principito.

- ¡Buenos días!, respondió el comerciante.

Era un comerciante de píldoras perfeccionadas que quitan la sed. Se toma una por semana y ya no se sienten ganas de beber.

- ¿Por qué vendes eso?, preguntó el principito.

- Porque con esto se economiza mucho tiempo. Según el cálculo hecho por los expertos, se ahorran cincuenta y tres minutos por semana.

- ¿Y qué se hace con esos cincuenta y tres minutos?

- Lo que cada uno quiere...

"Si yo dispusiera de cincuenta y tres minutos (pensó el principito), caminaría suavemente hacia una fuente..."


"El principito"
Antoine De Saint-Exupery

                                                               ... me encanta!!                  

sábado, 27 de septiembre de 2014

Caperucita roja


Una joyita que encontramos hace un tiempo en una librería de Valencia. "Lo que no vio Caperucita roja" de Mar Ferrero (Ed. Edelvives). Es el archiconocido cuento de la dulce Caperucita Roja y el vilipendiado Lobo Feroz, pero visto desde otros puntos de vista. La misma historia de siempre pero contada por Caperucita, por el lobo, por los animales del bosque y por la abuelita.
 El resultado: cómo en la vida misma, las cosas nunca son cómo parecen. Para tener un concepto real sobre algo, hay que observar el asunto desde todos los lados posibles, si no, tendremos siempre una visión limitada de cualquier cosa. A mi hija Lucía le encanta... y a mí también.


miércoles, 18 de junio de 2014

Montaña rusa


Cómo somos!!!...
...pasamos de la felicidad al sufrimiento, del cielo al infierno en un abrir y cerrar los ojos. Hace apenas unas horas nos íbamos a comer a cualquier rival que se nos pusiera por delante y unas pocas horas después, el pesimismo nos empuja de la nube para sepultarnos en lo más profundo de los abismos. Horas antes: "España!!!", "un super equipo!!!!, 90 minutos después: "la vergüenza nacional!!!", buscando de entre aquellos héroes nacionales a los responsables de nuestra amargura.
Es como la vida misma... Nuestro ánimo en la estratosfera e instantes después en el subsuelo para volver de nuevo a subir y bajar tantas veces como sea necesario, a merced de los impulsos externos que lleguen hasta nosotros.

Y no aprendemos... no aprendemos...
Somos como veletas... nos dejamos llevar.
No hay 'camino medio' en nuestras vidas, y nuestro ánimo es una auténtica montaña rusa.


martes, 28 de enero de 2014

¿Podría existir este universo sin ti?




¿Podría existir un animal sin los animales que lo han generado y sin todos los animales que lo han precedido en la evolución?
¿Podría existir animales sin las plantas que los han alimentado?
¿Podría existir las plantas sin el agua y el sol?
¿Podría existir nuestro planeta y nuestro sol sin el resto del universo?

y ... ¿Podría existir este universo sin ti?

Existimos porque anteriormente a nosotros se han tenido que dar una serie de causas y condiciones para que seamos tal como nos vemos. Que tú seas así como eres, no es mérito tuyo, sino más bien de todo lo que ocurrió antes de ti.

Tú eres así porque el universo fue así, y si fueras de otro modo, sería porque el universo también es de otro modo (tú eres su resultado). Podemos decir entonces que este universo es como es, ya que nosotros somos así, por lo tanto este universo (tal como es) no podría existir sin nosotros (tal como somos), o en cualquier caso, no sería este universo, sería otro muy diferente.

Tú eres necesario
o necesaria para la existencia de este universo, igual que este es necesario para tu existencia. Todo está conectado.
Nada puede existir de un modo independientemente, debido a que cada cosa está ligada a todo lo demás. No hay nada que pueda existir por sí solo sin el resto que le rodea.
En el budismo se dice que el Todo está contenido en el Uno, y el Uno está contenido en el Todo, así es la ley de la interdependencia.

La próxima vez que levantes la vista y mires las estrellas, piensa que todo está ahí porque tú estás aquí.

miércoles, 25 de septiembre de 2013

Pequeñas dudas



Hoy, mi hija Lucía de 4 años me ha hecho la primera gran pregunta profunda:

Metidita en su cama y yo apunto de darle su beso antes de dormir....
-Lucía: Papá!
-Yo: Dime mi vida.
-Lucía: ¿Cuando se mueren los papás?, ¿Y que pasa cuando se mueren?
-Yo: _________
-Lucía: ¿Eh, papá?, ¿Cuando se mueren los papás?, ¿Y que pasa cuando se mueren?
-Yo: ejeeemm.... eeehhh.... esto... ¿Por que quieres saberlo, cariño?
-Lucía: Porque quiero saber lo que pasa.
-Yo: Pe...pe....pero para eso falta muchísimo, cariño!!
-Lucía: ¿10 años?, ¿15 años?, ¿Cuantos?
-Yo: Ufff... muchiiiisimos más. Para eso tengo que hacerme viejecito.
-Lucía: ¿Como un abuelito?
-Yo: Maaaaass, muchísimo más!!!!
-Lucía: ¿Y que pasa si no tenemos papá?
-Yo: ............................

¡¡En ese momento me ha matado!!
He de prepararme mejor estas preguntas. Me había preparado la de ¿De donde vienen los niños?, ¿pero esta....?, esta no me la había estudiado.

domingo, 8 de septiembre de 2013

Paso a paso



En estos tiempos en los que todo cuanto nos rodea irradia insatisfacción, miedo e incertidumbre, es necesario que aprendamos a ver nuestro día a día de un modo constructivo, solo así evitaremos que nos arrastre toda esa negatividad que nos envuelve.

Momo tenía un amigo, Beppo Barrendero. Cuando Beppo barría las calles, se le iban ocurriendo un montón de pensamientos que luego contaba a su amiga: " a veces tienes ante ti una calle que te parece tan terriblemente larga que piensas que nunca podrás acabar de barrerla. . Entonces empiezas a darte prisa, más prisa, ... ... no paras. Cada vez que levantas la vista, ves que la calle sigue igual de larga. Te esfuerzas más todavía, empiezas a tener miedo y al final te has quedado sin aliento. Y la calle sigue estando por delante.

Así no se debe hacer.

Nunca hay que pensar en toda la calle a la vez. Entiendes?

Hay que pensar en el paso siguiente, en la inspiración siguiente, en la siguiente barrida.

Entonces es divertido: eso es importante, porque, de esta manera se hace bien el trabajo y así debe ser. De repente se da uno cuenta de que paso a paso, se ha barrido toda la calle. Uno no se ha dado cuenta de cómo ha sido, pero no se ha quedado sin aliento. Esto es importante

Extraido de la novela de Michael Ende Momo


Si logramos vivir nuestro día, momento a momento, sin ir más allá, sin dejar que nuestra mente viaje a sus anchas de un lugar a otro, conseguiremos no solo vivir en el mundo real, sino que también acabaremos con todo ese sufrimiento que nos agota.


miércoles, 17 de julio de 2013

Saṃsāra




Normalmente, creemos que las cosas existen tal como las vemos, que todo lo impermanente es para siempre y que encontraremos la ansiada felicidad controlando nuestro mundo externo (según nos dicten nuestros deseos), pero erramos una y otra vez. A este estado de ignorancia, agitación mental, insatisfacción y confusión, se le conoce con el nombre de samsara.

Filmado durante casi cinco años en veinticinco paises de los cinco continentes, Samsara nos transporta a mundos sagrados, zonas de desastres, complejos industriales y maravillas naturales.
Una película-documental en la que se ahonda en la relación de la humanidad con la eternidad.

"Mientras la naturaleza es eterna porque se renueva y cambia constantemente, los seres humanos que la habitan sueñan con una eternidad inmutable e imposible, mientras sus acciones les llevan a la destrucción."

Si quieres verlo a través de Youtube, pulsa aquí



martes, 16 de julio de 2013

sábado, 13 de julio de 2013

Como una taza de Té



Para disfrutar de una taza de Té, hay que estar en el presente, consciente y atento para saborear su dulce aroma, degustar su sabor, sentir el calor de la taza...
Si estás rumiando hechos pasados o preocupándote por el futuro, bajarás la vista y el Té habrá desaparecido, te lo habrás bebido y no te acordarás por no haber estado atento. La vida es como una taza de Té.

Thich Nhat Hanh

... tomado prestado de wellnessjournalist

jueves, 16 de mayo de 2013

... a callarse!!





Ahora contaremos doce
y nos quedamos todos quietos.
Por una vez sobre la tierra
no hablemos en ningún idioma,
por un segundo detengámonos,
no movamos tanto los brazos.

Seria un minuto fragante,
sin prisa, sin locomotoras,
todos estaríamos juntos
en una inquietud instantánea.

Los pescadores del mar frío
no harían daño a las ballenas
y el trabajador de la sal
miraría sus manos rotas.

Los que preparan guerras verdes,
guerras de gas, guerras de fuego,
victorias sin sobrevivientes,
se pondrían un traje puro
y andarían con sus hermanos
por la sombra, sin hacer nada.

No se confunda lo que quiero
con la inacción definitiva:
la vida es solo lo que se hace,
no quiero nada con la muerte.

Si no pudimos ser unánimes
moviendo tanto nuestras vidas,
tal vez no hacer nada una vez,
tal vez un gran silencio pueda
interrumpir esta tristeza,
este no entendernos jamás
y amenazarnos con la muerte,
tal vez la tierra nos enseñe
cuando todo parece muerto
y luego todo estaba vivo.

Ahora contare hasta doce
y tú te callas y me voy.


Pablo Neruda

domingo, 21 de abril de 2013

Todo se transforma


Siddharta se inclinó, levantó una piedra del suelo y la sopesó en la mano.
-Esto -declaró mientras jugaba-, es una piedra, y dentro de un tiempo quizá sea polvo de la tierra, y de la tierra pasará a ser una planta, o animal o un ser humano... esta piedra es una piedra, también un animal, también un dios, también un buda; no la venero ni amo porque algún día pueda llegar a ser esto o lo otro, sino porque todo esto lo és desde hace tiempo, desde siempre... por ello la amo y le doy un valor y un sentido a cada una de sus líneas y huecos, en el amarillo, en el gris, en la dureza, en el sonido que produce cuando la golpeo, en la sequedad, en la humedad de su superficie... cada una es diferente y roza el Om a su manera; cada una es Brahma (dios), pero a la vez es una piedra, precisamente esto es lo que me gusta y me parece maravilloso y digno de adoración.

Extraido de "Siddharta" de Hermann Hesse

lunes, 25 de febrero de 2013

¿Cómo será mi futuro?




...dices... ¿Cómo será mi futuro?...

Observa lo que piensas ahora...
Observa lo que tu boca dice ahora...
Observa lo que tu cuerpo hace ahora...

... porque, sea lo que seas en el futuro, será la consecuencia de lo que estás creando en el presente.


viernes, 22 de febrero de 2013

... nada que atrapar.



Observamos las cosas a través de nuestros anteojos tintados. En el Budismo llamamos a eso “karma” o “ilusión”. El mundo que nos satisface y el mundo que nos desagrada son fabricaciones nuestras.

Dices que lo has visto con tus propios ojos, pero ¿hasta que punto puedes confiar en tus ojos? ¿Quién establece qué es bueno y qué malo? ¿Quién establece qué es frío y qué caliente, quién decide sobre la victoria y la derrota y quién puede realmente decir si tu práctica es buena o no lo es? Cada uno lo ve a través de sus propios anteojos del karma y la ilusión. El mundo que vemos no es más que el conglomerado de nuestras ilusiones.

Un anciano que desde hacía años mantenía relaciones con la esposa de otro, ahora que está enfermo en cama cree que esa mujer –también ya anciana– le engaña con otro. Esta idea ilusoria es una proyección de su propio karma pasado, que ahora se presenta ante él de forma gráfica y concreta. Todo ese teatro que se monta la gente gira en torno a un espejismo. Nos dejamos engañar por las proyecciones de nuestro propio karma.

En la vida cotidiana nos dejamos llevar por nuestras caprichosas emociones de alegría o pena, de inquietud o felicidad. El ajetreo que podemos observar en las calles comerciales de Tokio, Nueva York o en Madrid, no es nada en comparación con el jaleo que reina dentro de ti. Es la consecuencia inevitable de tu karma pasado, que se manifiesta en muchas capas que se superponen unas a otras.

Tu vida es el resultado de tu propio karma. Lo que llamas frío o caliente, alegría o pena, lo llamas así sólo por comparación con tus vivencias pasadas, esto es karma. No existe, pero tampoco puede decirse que sea nada. En la vida no hay felicidad ni infelicidad, todo depende únicamente de tu perspectiva particular. Hay gente que incluso en la situación más dichosa se ahoga en su pena.

Por bien que te vaya, piensa que no es más que un estado de ánimo pasajero. Por mal que te vaya, piensa que también esto no es más que un estado de ánimo pasajero. No puedes tomarte todo eso tan en serio.
Nos aferramos a todo lo que nos rodea, nos apegamos a nuestras ideas y sentimientos sin darnos cuenta de que no hay en todo el universo que nos pertenezca, nada que tomar. Estamos tan desnudos como un recién nacido.

Todo lo que dices que es de tu propiedad, tan sólo lo has tomado prestado por el breve espacio de tiempo de tu vida. Hablas de victoria y derrota, de ganancias y pérdidas.Ve más allá de lo masculino y lo femenino, de la riqueza y la pobreza. Cuando trasciendas todo eso, al final comprobaras que no es más que una obra de teatro. Cuando contemples tu vida desde la perspectiva de la nada, verás que no son más que escenas de un confuso sueño. No hay ahí “sentido” ni “finalidad”.

La historia de tu vida es como el paso de las nubes. El vasto cielo es el vacío. No hay nada que atrapar, verdaderamente nada.


Extractos de "El zen es la mayor patraña de todos los tiempos" Kodo Sawaki


martes, 8 de enero de 2013

Atención, atención, atención!



"¡No te pierdas de vista a ti mismo!. No basta con mirar el mundo desde arriba desde tu elevado punto de vista, tan pronto sepas en que dirección va tu camino, has de echar a andar con paso firme hacia adelante. Has de sentir la actividad de zazén en toda tu vida y tener presente la práctica en cada instante. Se trata de vivir completamente nuestra vida. Para ello primero hemos de tamizarla y cuidar que todo encaje correctamente. Haz lo que debas hacer y deja estar lo que debas dejar estar. Para quien practica zazén, su práctica se manifiesta cuando orina, cuando come y en el sonido que hacen sus zapatos al andar. No debes encerrar la enseñanza en un recipiente hermético. Si tomas té, toma té; si estás comiendo, come. Tanto si duermes como si te levantas o te desplomas, la actividad ha de llenar toda tu vida. Día a día has de marchar de nuevo desde cero a partir de ti mismo, has de vivir tu vida dándolo todo de ti.

En zazén se trata de darlo todo para ser uno con zazén; a la hora del té, para ser uno con el té; al comer, para ser uno con la comida. Al trabajar, dar todo de ti en el trabajo y cuando duermes, dormir como un lirón, sin ocuparse de nada más. La vía del Buda está siempre bajo tus pies. Cuando orinas es la manera en que orinas, al estornudar es el estornudar, al caminar es el sonido de tus pasos. La vía del Buda llena todo el universo. No hagas nada a medias, observa tu vida y a ti mismo. Aun cuando escuches y repitas las enseñanzas, ¿qué sentido tienen si no las pones en práctica?"

Extractos de "El zen es la mayor patraña de todos los tiempos" de Kodo Sawaki

sábado, 10 de noviembre de 2012

Me gusta mi familia




Me gusta cuando me dices “ven papá”, cuando me coges de dos dedos y empezamos a bailar, tu sonrisa, tu alegría, tus conversaciones, tus te quiero y tus ¿Qué haces papá?. Me gusta jugar contigo, cuando me llamas "papi", tus carcajadas, tus colores favoritos, tus canciones, oírte cantar, tus cambios de pañal, ponerte el pijama, nuestros baños juntos, llevarte al brazo, que te duermas en mi hombro...

Me gusta cuando me miras, tus besos lentos, tus besos rápidos, tus abrazos, tus caricias, tus pies descalzos bajo la sábana, tu boca, tu risa, tu mirada, tus manías con la ropa, tus enfados y tus morritos cuando lloras. Me gusta hacerte reir, tus pellizcos, tus programas favoritos, cuando llueve y tienes miedo, tus notitas, tu lasaña, los Crick-crick de tus dedos en mi cabeza para dormir, cómo hueles, tu temperatura, cómo friegas, tus dolores, tu genio, tus miedos...

Me gusta tu ropita, tus juguetes, cuando me metes en tu casa y me haces la comida, que te guste el brócoli, cómo tocas el piano, tu pelo cuando te levantas de la cama, tu nombre, cuando pintas y tus ¿quieres jugar conmigo?. Me gusta cómo subes a la cama y te acuestas para que te arrope, cómo hueles, cómo me cuidas, cómo me riñes, cuando me dices que soy guapo, cuando haces el pececito, cuando me coges estrellas del cielo, cuando jugamos con plastilina, que hagas zumo de naranja conmigo...

Me gusta que me ganes al ping-pong, cuando me tocas, cómo me tocas, tus regalos, tus ojos, tu piel, cuando pronuncias mi nombre, dormir contigo, nuestras cenas y nuestros sándwich en la cama. Me gusta tu forma de besar, cuando me muerdes y hace daño, que me cuentes secretitos, tus cositas de fieltro, tu forma de hablar, cuando te miro y me pillas, estos 15 años juntos...

Nuestros besos de tres, nuestras risas, nuestros abrazos…

… definitivamente... Me gusta mi familia!


 

lunes, 10 de septiembre de 2012

La sabiduría de las mandarinas


En las mandarinas está contenido todo el universo. Si queremos ser reales, podemos serlo a través de ellas, aunque si queremos seguir fingiendo, también lo podemos hacer a través de ellas. Las mandarinas nos brindan la oportunidad de estar presentes ante nosotros mismos y de no sufrir por nuestra estupidez. Comer conscientemente es un gran ejercicio para huir del sufrimiento y vivir plenamente, convirtiendo en real todo cuanto nos rodea.

Pelad la mandarina a sabiendas de que la estáis pelando, separad los gajos a sabiendas de que los estáis separando. Por último, saboread su textura, su fragancia y su sabor, tanto si es dulce como si está un poco ácida. Estando presentes nos convertimos en reales. Solo cuando somos reales, somos conscientes del mundo que nos rodea.

Adaptado de "El principe Siddharta - Las cuatro verdades"
Ferruccio Parazzoli/Patricia Chendi
Ed. Grijalbo

viernes, 3 de agosto de 2012

Una y otra vez



"Continuamente contempla la impermanencia. Todo cuanto deseas, lo que te disgusta, lo que piensas o sientes es transitorio. Las palabras de alabanza o la culpa son impermanentes. Todo esto va y viene. Entendiendo esto, no te sentiras tan alterado por los dramas de la vida cotidiana.

Exteriormente puedes seguir haciendo planes, pero por dentro cultiva el desapego. Cuando llegue la muerte, no servirá de nada aferrarse a los planes, no importa cuán bien intencionados sean. Cuando la muerte se lleva tu último aliento, necesitas realmente saber que todo lo que estas dejando es transitorio, un sueño, suéltalo todo.

Continúa practicando la contemplación y la relajación. No tienes que sentarte en un cojín especial, en una sala especial con un incienso especial. Hazlo en donde quiera que estés: en la fila del supermercado, conduciendo al trabajo, tomando una ducha, lavando los platos. Cuanto más practiques, más rápidamente tus defectos disminuirán y tus cualidades se incrementaran.

Revelar la perfección de la mente es simplemente cuestión de traer tu conciencia de regreso a una u otra de estas meditaciones y hacerlo una y otra vez."

Chagdud Tulku Rinpoche

viernes, 20 de julio de 2012

Somos vacío



Señoras y señores, somos vacío! Sé que es difícil de entender, toda una vida adorando nuestro cuerpo y cultivando nuestro ego con esmero para llegar finalmente a la conclusión de que estamos llenos de “nada”, y cuando digo nada, realmente estoy queriendo decir nada.

El sofá, la silla, el ordenador, los muros; vivimos rodeados de materia y ello nos hace pensar que todo lo que existe está relleno de algo sólido que podemos tocar. Si nos miramos las manos, solo vemos piel, pero si nos acercáramos con un "supermicroscopio", podríamos observar que de lo que realmente estamos compuestos es de infinidad de átomos separados entre si.

Los átomos están compuestos por protones y neutrones en su núcleo y una colección de electrones revoloteando alrededor. Para hacernos una idea, si un átomo fuese como un estadio de fútbol, su núcleo sería un grano de arroz colocado en el centro del campo y los electrones serían motas de polvo moviéndose por las gradas.

¿Y que hay entre ese grano de arroz y las motas de polvo, que ocupa todo el estadio?, pues sencillamente nada… el vacío más total y absoluto.

La única razón por la que no podemos atravesar la materia con nuestras manos se debe al hecho de que los átomos están unidos entre sí por la fuerza electromagnética. Las altas velocidades de los electrones son las que hacen que el átomo aparezca como una esfera rígida, exactamente del mismo modo que una hélice de un ventilador que gira muy rápidamente, parece un disco uniforme.

Y es que estamos rodeados de "nada"… Si colocásemos todos los núcleos de átomos de todo lo que existe en el planeta tierra, incluyendo al planeta mismo, se vería del tamaño de un grano de maíz. Por lo tanto, todo lo que vemos como materia, dura, tangible es en realidad 99,99% espacio vacío.

… vamos, lo que se ha dicho siempre, no somos nada!

miércoles, 27 de junio de 2012

Soy mi propio mundo



"... vemos el mundo muy desfigurado.Observamos las cosas como a través de unas lentes tintadas. Y eso que vemos, amenudo ni siquiera existe: ¡nos fijamos sólo en las telarañas que tenemos ante los ojos! Hemos de quitarnos esos anteojos tintados para poder ver las cosas tal y como son: transparentes y sin afeites. Entonces conoceremos también que las montañas y los ríos, los árboles y los prados no existen separados de nosotros.Este mundo es tu mundo, es mi mundo. Es como si millones de luces, una por cadapersona, se iluminaran mutuamente. Cuando yo muera, también morirán conmigo mi monte Fuji, mi cielo y mi tierra. Esta taza de té morirá conmigo.

Soy mi propio mundo. Si muero, el mundo muere conmigo. Dirás: “Pero aún cuando tú mueras, ¡este mundo seguirá existiendo!”. No, mi parte del mundo muere conmigo. Pues cada uno de nosotros está completo, sin que falte nada. Seguir la Vía del Buda significa hacerse plenamente consciente de este hecho.Vienes al mundo con tu universo. Y cuando mueres, tu universo muere contigo."


sábado, 24 de marzo de 2012

El corazón del zen


Es imposible explicar con palabras lo que significa ZEN. Para este mundo que todo lo convierte en negocio, el ZEN no es únicamente una religión, sino que también es tendencia, iluminación, música, cine, alimentación, salud, decoración, arte, literatura..., pero por mucho que lo quieran vender, el ZEN es otra cosa muy distinta. Hace poco, navegando por la red, encontré un audio con algunas pinceladas de esta filosofía milenaria... espero que lo disfrutéis!


sábado, 3 de marzo de 2012

Sin alarmas, sin sorpresas






 Miras a tu alrededor y sientes que no encajas. Pasa el tiempo, un día creces y aquella burbuja que creaste te ahoga cada vez más. Tus ideales son como un lastre, como un peso que te aprisiona el pecho y notas que necesitas enterrarlos para coger aire y adaptarte a una nueva vida y olvidar... y vivir... y respirar aire nuevo ... en silencio, sin preguntas, sin alarmas, sin sorpresas, como si siempre hubiera sido así.

Cuantas veces he sentido esto...

sábado, 18 de junio de 2011

Agotado


Buscando una entrada para volver. Con tantas cosas que decir y poco tiempo y pocas ganas de hacerlo. Tras siete meses en el paro, por fin encontré un trabajo ¡¡¡Yujjuu!!!, un trabajo que a mi familia y a mi nos ha hecho levantar cabeza y recuperarnos de este largo tiempo de austeridad y sacrificios. No es pesado, hay buen ambiente, pero hacemos muchas horas y descansamos muy poco. Llevo tres meses y me siento agotado física y mentalmente. Echo de menos a mi mujer, echo de menos a mi hija, echo de menos mis cosas... Este trabajo me está absorbiendo no solo el tiempo, sino también la energía.

... esta entrada es tan solo para decir que no me he ido, que sigo aquí!...

sábado, 2 de abril de 2011

Buenos y malos

Cuando "los buenos" entran en acción... no hay matices ni grises... solo buenos y malos.

domingo, 21 de noviembre de 2010

Cada uno con su propia realidad


Nuestra percepción de un objeto como deseable o indeseable no reside en el objeto en sí, sino en la manera de como lo percibimos. No existe una cualidad inherente en un objeto hermoso que beneficie a la mente como tampoco algo dañino en un objeto feo. Si los humanos desapareciéramos, el mundo fenoménico no necesariamente desaparecería con nosotros – pero sí la percepción humana para con el mundo que ya no tendría base para existir. “Mundos” como son percibidos por todo tipo de seres, continuarían existiendo, para ellos. Hay un sutra que dice: “Para su amante, una mujer hermosa es una delicia; para un asceta, una distracción; para un tigre, una buena comida”.

Aunque nuestras percepciones son provocadas por objetos, al final, son construídas por la mente. Cuando vemos una montaña, la primer imagen que surge es percepción pura y sin fabricaciones. Pero del segundo instante en adelante, algunas personas pudieran pensar, “Oh, esa montaña parece peligrosa e inhabitable”, mientras otros pudieran pensar, “Ese sería un lugar ideal para un retiro”. Diferentes y numerosos pensamientos seguirán a continuación. Si los objetos fueran definidos por sí mismos y poseyeran cualidades intrínsecas, independiente del sujeto que los observa, todo el mundo debería de percibirlos igual.

Matthieu Ricard

viernes, 5 de noviembre de 2010

El segundo desembarco



Quinientos años después de la Conquista de América, las empresas multinacionales españolas, con el apoyo de la diplomacia, de los organismos financieros internacionales y de los medios de comunicación, se hacen con los sectores clave de las economías de América Latina.

Es el segundo desembarco. Modernización, generación de empleo, disminución de la pobreza... fueron solo mitos. El saldo en forma de impactos de todo tipo no puede ser más negativo: daños medioambientales, desplazamientos de población, carestía y deficiencias de los servicios públicos privatizados, deterioro de los derechos laborales, violaciones de los derechos humanos y, en general, saqueo económico y de los recursos naturales.

Frente a ello, hoy, una amplísima red de organizaciones sociales del Sur y del Norte coordinan sus luchas y resistencias.

Vídeo del Observatorio de Multinacionales en América Latina (OMAL) y Paz con Dignidad. Realizado por José Manzaneda.

jueves, 14 de octubre de 2010

Mente clara


Con la mente clara todo vuelve a ser como "es";
sin prejuicios... sin lecturas... sin apegos;
..."puro", como siempre ha sido.

lunes, 13 de septiembre de 2010

miércoles, 18 de agosto de 2010

Comida, atención y uno mismo


Cada uno de nosotros debería practicar el amor incondicional consigo mismo en cada comida, ingiriendo alimentos puros y saludables (y con “puros” no me refiero a que estén tan refinados que no quede nada bueno en ellos). Asimismo, deberíamos comer sólo lo necesario para mantener una buena salud. A veces olvidamos que la finalidad de alimentarse es conservar el cuerpo en buen funcionamiento. Cuando uno realiza una dieta de subsistencia, como hace mucha gente en otras partes del mundo, comprende esto bastante bien, pero en occidente no resulta tan obvio.
No deberíamos usar los alimentos para tratar de satisfacer otras necesidades, ni comerlos de manera compulsiva o neurótica.

Por el otro lado aquellos que practican el Budismo o simplemente la meditación, deberían comer tranquilos y en silencio. Ahora se llevan mucho las comidas de negocios, durante las cuales la gente trata de arreglar algún convenio y alimentarse al mismo tiempo. Es una conducta demasiado poco civilizada. La comida debería hacerse en silencio, en paz, casi como una meditación. Comer en un restaurante o en un café, donde hay ruido, alboroto y conversaciones en voz alta, no es algo bueno para una persona que trabaja para desarrollar sensibilidad y concentración. Uno debería comer manteniendo una atención consciente, concentrado en lo que está haciendo y nunca leyendo un periódico o mientras se discute con alguien.

Para poner un ejemplo de lo que es la atención consciente, basta con la ceremonia del té de los japoneses. Un pequeño grupo de invitados se reúne en un rincón, quizá dentro de una cabañita rústica del jardín y se sientan en silencio alrededor de una estufilla de carbón. Pendientes de cada movimiento, del sonido del agua hirviendo en la tetera o de su respiración, logran dejar atrás temores, enojos, preocupaciones... y consiguen así permanecer en el momento presente concentrándose únicamente en la belleza sutil de todo cuanto les rodea. Entonces, lentamente, con movimientos suaves y delicados, la anfitriona vierte el té en la taza y se la van pasando los invitados, admirando la forma, colores, decoración del recipiente y absorbiendo y saboreando la bebida en completo silencio, sentados juntos y en paz, compartiendo la cotidiana actividad de tomar el té.
Esta ceremonia muestra hasta qué grado de perfección pueden llevarse, incluso, las actividades cotidianas si se realizan con atención consciente.

Se podría decir (aunque esta afirmación pueda prestarse a malos entendidos) que es mejor comer un bistec encebollado con atención consciente que ingerir hamburguesas vegetarianas de manera distraída. Incluso una actividad tan común como la comida, puede efectuarse como si fuera todo un arte. Si comiéramos y bebiéramos con atención consciente cada día, año tras año, podríamos ganar mucho en el aspecto espiritual, casi tanto como si lleváramos una práctica regular de meditación.

Texto publicado en la web buddhachannel.tv

lunes, 26 de julio de 2010

Un paso más


Parece que ya llegamos al final. Después de más de un año de agonía y sufrimiento, los últimos acontecimientos apuntan a que el fin ya está cerca.
¿Quién nos lo iba a decir hace tres años?... una empresa con grandes beneficios, con delegaciones, personal, clientes; una empresa centenaria, con nombre en el mercado... y en un momento... de un plumazo... zas!!... ¿quién nos lo iba a decir?.

... de todo se aprende.

¿Lo peor?, sin duda el sufrimiento que esta situación ha generado en muchas familias. Ocho meses sin cobrar, un expediente de regulación de empleo de por medio, tantas conversaciones entre compañeros en la garita, tantos sueños rotos, tantas incertidumbres, tantos miedos, tantas lágrimas.

Me confesaba un compañero que tenía la sensación de haberse equivocado cuando decidimos continuar junto a la empresa y lidiar la marea desde dentro. Tenía la sensación de no haber tomado entonces la mejor decisión. "Me siento engañado"... me decía.
Yo, sinceramente no me arrepiento de nada. En aquel entonces tomamos una decisión muy complicada; y la tomamos porque pensábamos que iba a salir bien... y al final no salió.

¿Por que lamentarse por algo que nunca ocurrió?. Decía el sabio ... "No pienses, mira", y ahí está la clave de todo; en esta frase está toda la esencia. Si nos dejamos llevar por lo que fue o lo que será, nunca nos liberaremos del sufrimiento, siempre viviremos en ese mundo irreal que fabrica constantemente nuestra mente, pero si conseguimos abrir bien los ojos, nos daremos cuenta de que la vida, la real, no es tan horrible como parece, que en el "ahora" no existe sufrimiento alguno (que no dolor), que en el "hoy" todo va bien... el problema viene en el momento que desviamos nuestra atención y nos embarcamos en el viaje que nuestra mente nos prepara; es ahí cuando estamos completamente perdidos.

No debemos ver estas situaciones como equivocaciones o como malos momentos, sino como un ingrediente más de lo que está hecho el camino.
La vida gira, da infinidad de vueltas, lo que hoy está aquí, mañana estará allá; y hay que asumirlo cuanto antes para dar un paso más.

Ahora se acerca un fin de ciclo, un cambio; y los cambios aunque asustan son buenos e inevitables. Todo en esta vida cambia, nada en la naturaleza se mantiene para siempre, ¿por qué íbamos a ser nosotros diferentes?

Hace unos años hubiera estado muy asustado por el futuro que me espera, pero ahora me siento bien, pienso que esta va a ser una oportunidad perfecta para afrontar miedos, superar barreras y sobretodo para dar un paso más en el camino.

sábado, 3 de julio de 2010

Una pequeña lección


Hasta entonces pensaba que lo estaba logrando.
Tenía atada mi mente...y mi "Yo" bajo control...
Hasta entonces creía que no podría aferrarme a nada,
que lo podría soltar todo...

...hasta que llegó ella y su sonrisa me atrapó.

...seguiremos intentando abrir los ojos!

domingo, 30 de mayo de 2010

La ciencia de la compasión


Según el biólogo y monje budista Matthieu Ricard, la felicidad no es una sucesión interminable de placeres que terminan por agotamiento, sino una forma de ser. Y si es así, ¿no deberían nuestros hijos aprender en el colegio a ser felices y buenos?, ¿No es acaso lo que desea cualquier madre o padre de hoy en día?...

...Os invito a echar un vistazo al documental que emitió el programa "Redes" sobre la felicidad y el camino para alcanzarla.

Si quieres verlo pulsa... aquí

jueves, 27 de mayo de 2010

Electrónicos: Consumo Responsable


¿Sabemos lo que compramos cuando adquirimos un teléfono móvil, un ordenador o una vídeo-consola? Pues en algunos casos parece que no demasiado. Las agresivas campañas de marketing lanzadas por las empresas nos incitan a cambiar dichos aparatos cada vez más pronto, por un nuevo modelo con más megapixeles de resolución o más gigas de memoria. Estamos inmersos en una espiral de consumo en la que se olvida completamente las consecuencias de usar y tirar estos productos.

Los aparatos electrónicos contienen un elevado número de sustancias químicas peligrosas perjudiciales para nuestra salud y el medio ambiente (PVC, retardantes de llama bromados y clorados, berilio, ftalatos, entre otros). Además, fabricarlos consume ingentes cantidades de materias primas y energía. A la vez que suponen un problema de contaminación cuando su supuesta vida útil (cada vez más corta) llega a su fin.

Por ello, Greenpeace publica periódicamente su
Guía Verde de Electrónicos para orientar al consumidor responsable. Actualmente ya va por la 15ª edición. Esta guía puede ser consultada en su web (enlace más abajo) y es recomendable hacerlo antes de realizar cualquier compra. Aunque el primer paso sería plantearse si necesito realmente el nuevo aparato electrónico.

Si algo ha logrado la Guía Verde de Greenpeace es que algunas grandes empresas de electrónica se hayan comprometido a eliminar sustancias químicas tóxicas de sus modelos. También que sean cada vez más responsables con sus residuos y más eficientes energéticamente tanto en sus procesos de producción como en el consumo de sus aparatos. Un gran logro de Greenpeace en un mercado que lucha vorazmente por vender cada más. Aunque es evidente que el poder de decisión debería estar en nosotros mismos y no en las poderosas campañas publicitarias de las compañías.

Julio Barea, responsable de la campaña de contaminación de Greenpeace

Fuente: blog de Greenpeace


Si quereis consultar la Guía verde de electrónicos que publica Greenpeace pulsa aquí

viernes, 14 de mayo de 2010

Traer la mente a casa

"... sean cuales fueren los pensamientos que se presenten, dejadlos surgir y desvanecerse como las olas del océano. Cuando os sorprendáis pensando en algo, dejad que ese pensamiento surja y se desvanezca sin ninguna coerción. No os aferréis a él, no lo alimentéis ni os complazcáis en él; no os quedéis enganchados a él ni tratéis de solidificarlo. No sigáis vuestros pensamientos, ni tampoco los invitéis. Sed como el océano que contempla sus propias olas o como el cielo que mira desde lo alto las nubes que lo cruzan... pronto descubriréis que los pensamientos son como el viento: vienen y van... "

El libro tibetano de la vida y de la muerte (Sogyal Rimpoché)

miércoles, 14 de abril de 2010

Ojos dactilares

Es realmente una delicia con la llegada de la noche, meterme en la cama, apagar la luz y coger aquel libro "distinto a los otros" que hay en mi mesilla. Totalmente a oscuras y con el suave murmullo de mis dedos rozando el papel, deslizo con delicadeza mis yemas sobre sus páginas. Me gusta sentir cada rugosidad, cada punto, cada espacio e ir descubriendo poco a poco, roce a roce lo que hay detrás de cada símbolo...

... voy muy despacio, lento... muy lento, volviendo de adelante hacia atrás, de atrás hacia adelante, con ansia, con la satisfacción triunfal de ir descifrando cada vez con menos dificultad el misterio que esconden sus signos. ¡Es un mundo tan nuevo y apasionante para mí que no soy ciego...!

Les invito de corazón a que se detengan, cierren los ojos y descubran este momento mágico. Que se pongan por unos instantes en la piel de un invidente y experimenten sus sensaciones y comprendan sus dificultades.

He descubierto que el Braille es sencillo, es fácil... es hermoso.

...He descubierto que el Braille engancha.

sábado, 3 de abril de 2010

El final


"No hay lugar en la tierra donde la muerte no pueda encontrarnos, por mucho que volvamos constantemente la cabeza en todas direcciones como si nos halláramos en una tierra extraña y sospechosa. [...] Si hubiese alguna manera de resguardarse de los golpes de la muerte, no soy yo aquel que no lo haría. [...] Pero es una locura pensar que se pueda conseguir eso. [...]

Los hombres vienen y van, trotan y danzan y de la muerte ni una palabra. Todo muy bien. Sin embargo cuando llega la muerte, (a ellos, a sus esposas, sus hijos, sus amigos), y los sorprende desprevenidos, ¡qué tormentas de pasión no los abruman entonces, qué llantos, qué furor, qué desesperación! [...]

Para empezar a privar a la muerte de su mayor ventaja sobre nosotros, adoptemos una actitud del todo opuesta a la común; privemos a la muerte de su extrañeza, frecuentémosla, acostumbrémonos a ella; no tengamos nada más presente en nuestros pensamientos que la muerte. [...] No sabemos donde nos espera la muerte: así pues, esperémosla en todas partes. Practicar la muerte es practicar la libertad. El hombre que ha aprendido a morir ha desaprendido a ser esclavo"

Montaigne


"El nacimiento de un hombre es el nacimiento de su pena. Cuanto más vive, más estúpido se vuelve, porque su ansia por evitar la muerte inevitable se agudiza cada vez más. ¡Qué amargura! ¡Vive por lo que está siempre fuera de su alcance! Su sed de sobrevivir en el futuro le impide vivir en el presente."

Chuang Tzu

lunes, 15 de marzo de 2010

No hay Yo sin un todo.

Rara vez nos detenemos a pensar en la importancia de "todo" en nuestra vida, creemos que somos autónomos, autosuficientes; que nuestra vida es la única importante y que el resto existe porque está ahí, pero no nos damos cuenta de que nosotros "somos" porque el resto "es"; que nuestra vida tal y como la conocemos, es así gracias a cuanto nos rodea y que todo, absolutamente todo lo que existe es necesario y nos influye. Todo

Pensemos por un segundo lo que sucede con un huevo de gallina. Para cocer un huevo son necesarias ciertas causas y condiciones básicas, como un huevo, un recipiente lleno de agua y una fuente de calor. Necesitamos, además, otras causas y condiciones no tan esenciales como una cocina, electricidad, un reloj y una mano que coloque el huevo en la cazuela. Otra condición muy importante es la ausencia de interrupciones, como que se vaya la luz o que aparezca súbitamente alguien que vuelque el recipiente.

Cada una de esas condiciones (como la gallina, por ejemplo), depende también de otro conjunto de causas y condiciones. En ese sentido, por ejemplo, es necesaria otra gallina que ponga un huevo para que pueda nacer, un lugar seguro en el que incubarlo y alimento que contribuya a su crecimiento. Ese alimento a su vez, debe haber crecido en algún lugar y haber llegado hasta la gallina. Así podríamos ir descomponiendo los requisitos indispensables hasta llegar al nivel subatómico, a través de un número cada vez mayor de formas, funciones y niveles diferentes.

Cuando se congregan todas las innumerables causas y condiciones sin obstáculo ni interrupción alguna, el resultado es inevitable. A partir de cierto punto, en este caso, el huevo acabará cocido por más que recemos en sentido contrario.

Todo esto resulta aplicable a nuestra vida y a todos los fenómenos que nos rodean, siendo todo ello el resultado de una enorme cantidad de componentes que, en su mayor parte, se encuentran más allá de nuestro control, y desafían por ello mismo nuestras expectativas y planes de futuro.



En la no-dualidad todo es lo mismo, no hay nada que no esté incluido en ella.
Uno es todo. Todo es uno
Xin Xin Ming

lunes, 22 de febrero de 2010

Fascinante Pandora

Hace poco tuve la suerte de ver la película de James Cameron "Avatar". Salí de la sala fascinado por la historia, por la belleza de las imágenes y por la tremenda cercanía que tiene con nuestro planeta y con la forma en la que nos deberíamos relacionar con la naturaleza.

"Avatar” no es solo un alarde de efectos especiales, “Avatar” es un tributo a la vida en todas sus formas inimaginables, es un canto al amor y a la hermandad, un firme alegato contra el expolio al que está sometida la tierra en la que vivimos.
"Avatar" nos habla de una vida que es sagrada, sublime y bendita. Una vida que forma parte de nosotros y que es preciso defender. Una vida de energía pura de la que todos los seres dependen y que hay respetar cuidando al máximo y con mimo cada movimiento.

Todos somos uno, ¿cuando nos daremos cuenta de ello?... lo que soy ahora un día será del aire, de la tierra, del mar.... la energía fluye por todos lados, va y viene, entra y sale... la rueda de la vida.... ¿cuando nos daremos cuenta?

“Avatar” es una película con mensaje y cargada de esperanza. Ójala sea un avance en la evolución colectiva hacia horizontes más puros y trascendentes. Ójala pueda ayudar al progreso de las conciencias a favor de la sacralidad y el respeto de todo cuanto existe.

Sin duda una película que recomiendo...

miércoles, 17 de febrero de 2010

El circo de la realidad


En el circo de la realidad , sólo hay reflejos de la realidad, se desinforma de la realidad, todo se compra, en realidad. Hay un verso de la realidad, que no es verso ni es la realidad, un guiñapo de la realidad, apenas.
En el circo de la realidad, la gente piensa que la realidad es el deseo de la realidad y todo vale, en realidad. Hay un trozo de la realidad, hay un juego de parcialidad, un impulso de perversidad obscena.

Pasen y vean, monstruos heridos de dos cabezas. Ponga aquí su intimidad, hable aquí de su dolor, venda su fugacidad. Pasen y vean, las confundidas y los horteras. Muestre aquí su vanidad, haga un alto en su pudor, que mañana Dios dirá.

En el circo de la realidad hay un desprecio por la realidad, un desencuentro con la realidad, todo se compra, en realidad. Tomas falsas de la realidad, paraísos de caducidad, exorcismos de felicidad santera.
En el circo de la realidad, hay un recorte de la realidad, sólo fantasmas de la realidad, bolsas de humo, en realidad. Inversiones en publicidad, decepciones en capacidad, intenciones de complicidad grosera.

Pasen y vean…
P.Guerra "El Circo de la realidad" (Bolsillos)

lunes, 25 de enero de 2010

Nada es para siempre


Todo fenómeno y forma, incluida nuestra carne, nuestros huesos, nuestras emociones y nuestras percepciones están compuestos por distintos tipos de elementos; así es como los clavos y la madera se convierten en una mesa o el agua y las hojas en un delicioso té.

Es importante entender que el producto final formado por la suma de los elementos, no posee una existencia independiente de las partes que lo componen; creer por tanto que algo puede ser autónomo y no depender de nada o de nadie, es creer en una ilusión.

Sin papel no hay libro; sin agua no hay hielo y sin comienzo no hay final. La existencia de cada uno de esos factores depende de la existencia del otro. Esta interdependencia es la que explica que el cambio de un determinado componente -como la pata de una mesa, por ejemplo- repercuta en la totalidad del conjunto y ponga seriamente en cuestión su estabilidad. No es posible, por más que lo creamos, controlar los cambios, debido a la existencia de innumerables influencias de las que no somos conscientes; y esa interdependencia supone la desintegración de todo el conjunto. Cada cambio entraña algún elemento de muerte; y el día de hoy evidencia la muerte del ayer.

...Todas las cosas compuestas son impermanentes.

No hay en la creación (ni en el plano físico, ni en el imaginario, incluida nuestra mente) absolutamente nada que exista de manera independiente, permanente y pura. Todo lo que existe depende de la existencia de alguna otra cosa, por tanto podemos decir que no hay nada en el mundo que perdure para siempre. Las cosas pueden durar durante esta existencia o incluso durante la próxima generación, pero acaban desvaneciéndose mucho antes de lo que suponemos.

El cambio es natural e inevitable, por tanto no hay modo alguno de evitarlo. Convendrá recordar todo esto cuando nos sintamos desbordados por alguna situación personal. En ese caso nos ayudará saber que más pronto o más tarde, desaparecerán las causas que provocan esta situación, y con ellas se desvanecerá también nuestra desesperación. Todo está sujeto al cambio.

Si recordamos el cambio y la impermanencia de causas y condiciones tanto positivas como negativas, podremos usarlas en nuestro propio beneficio. No olvidemos que la riqueza, la salud, la paz, la alegría o la fama son tan impermanentes como sus opuestos.

domingo, 17 de enero de 2010

Hoy es un día raro


Hoy es un día raro. Hoy Lunes no escucharé el despertador a las siete de la mañana. Tomaré con calma el desayuno que me gusta (pan con aceite, ajo y tomate rayado; leche con cereales y Zumo de naranja). Hoy dejaré correr el tiempo apoderándome de él y haciéndome dueño y señor suyo.

Esta mañana no escucharé pitidos, enfados, gritos, ni ruido de coches... ni tan si quiera arrancaré el mío.
Hoy voy a ir muy despacio. Sentiré mi respiración y acariciaré el silencio. Tocaré el piano, ojearé el periódico, internet e incluso continuaré leyendo el libro.

Esta mañana pienso estar con mi mujer, abrazarla y besarla todo cuanto quiera. ... Hoy voy a disfrutar de mi niña el tiempo que necesite. Jugaré con ella, le daré el biberón y pasaré horas delante de la cuna tan solo observando sus gestos y movimientos... hoy pienso averiguar si se parece a mamá o a papá.

Hoy Lunes es como cualquier otro Lunes... pero será como un Sábado cualquiera; con tiempo, tranquilidad y tantas cosas por hacer.

...hoy es un día raro, es el primer día de otros 30 iguales que se repetirán mes si y mes no hasta Junio. Hoy comienza mi primer día en casa sin trabajar como consecuencia de un E.R.E.

E.R.E. (Expediente regulación de empleo)

domingo, 3 de enero de 2010

El YO


Desde tiempos inmemoriables somos adictos al YO. Así es como nos identificamos a nosotros mismos. Es lo que más amamos y también en ocasiones lo que más aborrecemos. Su existencia es asimismo lo que más difícil nos resulta valorar. Casi todo lo que hacemos, pensamos o tenemos, cumple con la única función de confirmar su existencia. El YO es el que tiene miedo al fracaso y anhela el éxito, el que huye del infierno y desea el cielo.

El YO aborrece el sufrimiento y ama las causas del sufrimiento y no tiene empacho en emprender estúpidamente la guerra en nombre de la paz. Desea la iluminación, pero detesta el camino que conduce hasta ella. Quiere trabajar como un socialista, pero anhela vivir como un capitalista; y cuando se siente solo, desea la amistad.

Su posesividad
sobre las personas a las que ama se manifiesta con una vehemencia que puede desembocar en agresión. Sus supuestos enemigos son empleados para reforzar el YO y su habilidad para el engaño roza la perfección.

... Como el gusano de seda, el YO teje en torno a sí un capullo protector, pero a diferencia de él, se queda atrapado en su interior.

Todos los males de este mundo tienen su origen en el enaltecimiento del YO.

Dzongsar Jamyang Khyentse "Tú también puedes ser budista"

martes, 8 de diciembre de 2009

Consumo responsable: El huevo


Uno de los alimentos que más controversia depara entre los nutricionistas y científicos es el huevo. Son nutritivos, ricos en vitaminas, minerales y proteína, si bien bastantes especialistas les encuentran inconvenientes, en cierta forma equiparables a los de la carne animal.
En esta ocasión no vamos a debatir el tema; solo queremos saber el significado de los números impresos en las cáscaras de cada huevo que se comercializa en nuestro país.

Queremos saber de donde vienen los huevos de las tiendas y como han sido tratadas las gallinas ponedoras de este regalo vital. El dato más importante de este código alfanumérico es la primera cifra, porque nos indica si la gallina vive en condiciones dignas o bien está hacinada en una jaula, sin ver la luz del sol, desde que nace hasta que muere.

Número 3:

Cuando la primera cifra es un 3 significa que esa gallina vive hacinada en jaulas, en un espacio para cada una de 600 cm2, es decir, menos que la superficie de un folio. Se les suele cortar el pico (oparación muy dolorosa) para que cuando estén desesperadas por el estrés no puedan picotear a sus compañeras. Al pisar solo el alambre de las jaulas se les produces gravísimas heridas y malformaciones en las patas.

Número 2:

Cuando la primera cifra del código del huevo es un 2, la gallina que lo ha puesto vive en el suelo de naves densamente pobladas, de hasta 12 gallinas por metro cuadrado. En épocas de calor muchas mueren por asfixia.
No están en jaulas, pero nunca salen al exterior y apenas tienen espacio para moverse. El amoníaco y el hedor de las heces contaminan el aire y proliferan las enfermedades. También se les suele cortar el pico para que no se agredan unas a otras.

Número 1:

Cuando el primer número del código es 1 quiere decir que ese huevo ha sido puesto por una gallina campera. Pueden salir al exterior, escarbar y moverse con cierta libertad. La densidad de las gallinas fuera del gallinero no puede ser superior a una cada cuatro metros cuadrados.

Número 0:

Si el primer número es un 0 eses huevo pertenece a una producción ecológica. Las gallinas se mueven con una libertad similar a las gallinas camperas (código 1), y además el 80% de su alimentación procede de la agricultura ecológica. En estos huevos bio el uso de antibióticos y medicamentos es muy limitado.


Compra siempre huevos cuyo envoltorio especifique claramente que pertenecen a la producción ecológica o a gallinas camperas (códigos 0 ó 1).

Nunca consumas huevos de gallinas criadas en jaulas o naves. Y lo que es todavía más sorprendente: la diferencia en dinero es realmente pequeña.


Texto extraído de la revista "Cocina vegetariana"
Num.4

martes, 17 de noviembre de 2009

Lección de vida

Emotivo video sobre la relación padre-hijo-padre. Un círculo que solo se cierra cuando el hijo comprende al padre al ser padre. Un pequeña historia sobre las vueltas que da la vida



http://www.revistanamaste.com/